Santuario de Oropa

#

Milagros Marianos

Se reportan tres milagros reconocidos jurídicamente por la Autoridad Eclesiástica, después de un proceso formal.

Aprobados por la Iglesia

Al lado izquierdo de la Capilla de la Virgen de Oropa, se encuentran tres lápidas en mármol con leyendas en latín que se refieren a los tres milagros certificados por procesos canónicos oficiales. Estos son:.

  1. Juan S. A. queda a los 8 años de edad sin parientes y privado de cualquier recurso, por lo cual no le quedó más que vivir de limosna. Su vida cambió cuando cuatro ladrones, después de haberle robado, le cortaron la lengua con unas tijeras. Así, mudo, vivió por 11 años de limosna y con el trabajo de sus propias manos. En el año 1661 se dirigió a Oropa y al suplicar a la Virgen Santísima, recuperó la lengua. Conocido el hecho, el Obispo de Vercelli instituyó el proceso canónico. Fueron sometidos a un largo interrogatorio el que recibió el milagro y los testigos entre los cuales se encontraban: el podestá, el Párroco y el médico. Se consultaron los mejores teólogos de la Diócesis y se emitió la siguiente sentencia: "Exponemos, pronunciamos y declaramos que a Juan S. A. le fue restituida milagrosamente la palabra y la lengua que le fue amputada y que este hecho sucede sobrenaturalmente. Y es así que por, puro y verdadero milagro se debe juzgar y publicar, manifestando este hecho todas las condiciones requeridas para la existencia de un verdadero milagro".

    Sobre la lápida situada en el exterior de la Capilla está escrito:
    JOANNE S.A. NATIONE SABAUDUS PATRIA CAMBERINSIS ELINGUI PRECE VIRGINEM IMPLORANS QUÆ VERBUM DEI MUNDO DEDIT EXECTAM PRÆ DONUM SEVITIA PROPE RADICES LUSTRA ANTE ALIQUOT LINGUAM HIC MOMENTO RECEPIT ET AD DEIPARÆ LAUDES VOCIBUS SUIS SAXUM HOC ERUDIVIT - ANNO SALUTIS MDCLXI SEPTID MARTIL

    Traducción: "Juan S. A., de nacionalidad saboyana, nacido en Chambery, implorando con una oración sin lengua, la Virgen que dio al mundo el Verbo de Dios, le devolvió la lengua, cortada hasta la raíz años antes por la crueldad de algunos saqueadores; aquí en un instante y con su voz dio instrucciones de inscribir esta piedra para alabar a la Madre de Dios".

  2. Juan Bautista Perrone fue tomado prisionero por los turcos en el año de 1718; por su rechazo a renegar de la fe católica, le fue cortada la lengua. Los Padres Franciscanos lo rescataron y es así que regresa a Piemonte. Fue a Oropa par a la Coronación Canónica de María de Oropa y obtiene la gracia. En el instante en que Monseñor Gattinara, Obispo de Alejandría, puso sobre el manto de la Virgen la nueva tiara, sintió cómo le crecía la lengua, y recupera la palabra. Como en los casos precedentes, se instituyó un proceso canónico que se concluye en el año de 1724, aprobando como milagro "la recuperación de la lengua y de la palabra por parte de Juan Perrone".
     
  3. Giacomo Vallet, nace sano, pero a la edad de nueve años, adquiere una enfermedad que lo paraliza y lo lleva a una total inmovilidad. Permanece inmóvil por dieciocho años, después, en el año 1672, se encomienda a la Virgen con el voto de ir al Santuario de Oropa en caso de sanación. Hecho el voto, inmediatamente se curó. El Obispo de Aosta, Alberto Bailly, acompañado por nueve Teólogos y canónicos, instituyó el proceso canónico. Examinados los documentos, escuchados doctores y teólogos, se concluye con la siguiente sentencia: "Fue sanado en un instante y liberado... de la parálisis y por esto mismo aprobamos y declaramos como milagro la sanidad obtenida, del susodicho Giacomo.

    En la lápida puesta al externo de la Capilla está escrito:
    IACOBUS VALLET CAMPORCHIENSIS DIO ECESIS AUGUSTA TOTO CONVULSUS CORPORE NATURALIBUS DESTITUTUS OFFICIIS OCTODECIM ANNO IMMOBILIS IACUIT IN PRÆSEPIO OROPEAM VIRGINEM IMPLORANS SANITATI MOMENTO RESTITUTUS RENEFICAM GRATUS ADORAT - ANNO DOMINI MDCLXXII

    Traducción: "Giacomo Vallet, de Champorcher, Diócesis de Aosta, sufría de convulsiones en todo el cuerpo; privado de las capacidades naturales por dieciocho años, permanece inmóvil en una caballeriza; implorando a la Virgen de Oropa, en un instante le fue restituida su salud; venera grato a su benefactora".

Sumario de milagros

Con motivo de obtener de la Santa Sede la concesión del Oficio y Misa propios de la Virgen de Oropa, en el año 1856 Monseñor Losana envió a Roma un sumario de prodigios constituido por las declaraciones conservadas en los registros del Santuario. He aquí el elenco:

14 - Ciegos han recuperado la vista
02 - Sordos han recuperado el oído
27 - Paralizados han recuperado la movilidad
14 - Mudos y sin lengua han recuperado la palabra
05 - Locos han recuperado la razón
11 - Fueron salvado de la peste
11 - Fueron salvados de la parálisis
11 - De hernia inguinal
11 - De epilepsia
35 - De dolor de cuerpo, garganta, pecho y caderas
23 - De fiebres
11 - De hidropesía, tubercolosis, fluidos de sangre
41 - De heridas
26 - De gangrena y úlceras
48 - De enfermedades declaradas mortales
17 - De embarazos difíciles
58 - De naufragio
73 - De caídas peligrosas
08 - De golpes mortales
20 - De ser atropellados por autos
26 - De peligros de muerte
06 - Librados de la muerte y de asfixia
10 - Disueltos de maldiciones
14 - Librados de espíritus malignos
14 - Gracias otorgadas a soberanos y personajes distinguidos
24 - A ciudades enteras

   Wordpress

Te puede interesar