María de Nazareth

María de Nazareth

La Madre de Jesús

Su alma se ve hermosa, virgen, como cuando el padre pensó en ella reuniendo todas las gracias. Es Virgen, única, perfecta, así la pensó. Así la creó. Así se mantuvo. Es la Virgen, es el abismo de la pureza, de la gracia que se pierde en el abismo que es Dios.

Virgen Inmaculada

¿Quién es ésta que despunta como la aurora, bonita como la luna, resplandeciente como el sol? Es un rayo de luz que va dulcemente donde se abre el corazón. La mano de Santa María siembra donde uno pone su Corazón, para hacer nacer frutos luminosos dignos del esplendor del cielo.

Oh caminante que, como yo, has oído la llamada de esta tierna madre, de María, que desea todavía instruir nuestro pequeño corazón, para avivarlo a fin de que arda todavía más de amor infinito.

Incluso la luz se blanquea ante la presencia de Mamá y, como el sol hace asomar la mañana, pedimos a María la luz que ilumine nuestro camino. La serenidad, el gozo y la paz son un cielo exclusivo para aquellos que saben elevar el corazón al amor infinito, que late también con el corazón de Mamá. Si buscas con devoción, podrás comprender su Amor filial.

Santa María es la Mamá que llama

Llama, porque es Madre, Madre de Jesús y Madre nuestra. Ama a Jesús llevando a Él nuestras almas, y nos ama, dándonos a Jesús. Ansias y delicadezas, gozos y martirios florecen en ella del mismo tallo: un amor que no tiene límites, que ofrece el corazón; descanso en cada hora de fatiga, luz en las horas oscuras y refugio en los momentos de temor.

Escucha...

Una vez más María nos contará la Buena Nueva, nos expresará todo su dolor, nos repetirá todo su amor y nos dará un buen consejo: "Hagan todo lo que Jesús les diga"; y Jesús ha dicho con su ejemplo lo que tenemos que hacer: amar a Dios que es Padre, amar a los hombres que son hermanos.

¡Ven!

No se debe resistir a la invitación de nuestra Mamá María. Es la más sincera, la más santa, la más eficaz de todas. ¿Quién sabe, acaso, si es tanto lo que nos llama que su voz parece casi debilitada por la fatiga, parece tal vez rota por el llanto...?
"¡Vengan! Hay tantas cosas que sólo yo sé decirles, hay tantos tesoros que sólo yo sé darles. ¡Vengan! Les llamo a su casa: la casa de la Madre es la casa de los hijos; la casa de Jesús es la mía, es su casa.
¿Por qué temen? ¡Vengan, descansen sobre el corazón de su Madre!".

María, querida Mamá, tómame de la mano

Oh madre mía dulcísima, quiero escucharte.
Tengo tanta necesidad de una Mamá para mi alma.
¡Cómo me llega tu voz suave, que está llena de cielo!
Estoy tan cansado del mundo,
que no me ha traído más que tribulaciones e infelicidad.
Háblame de Jesús, dime sus secretos de misericordia,
Llévame a Él, amárrame a Él
y enséñame a hacer toda Su voluntad.

Sin ninguna dificultad podrás comprender el fundamento en que se basa la devoción a Santa María, nuestra querida Mamá Celestial, su vida, sus dolores, su gran Corazón de Mamá a través de los argumentos de los Santos, entre ellos: Bernardo, Alfonso, Agustín, Tomás y Teresa. Serás guiado por un recorrido fascinante al descubrimiento de la más sublime de las verdades. Y todavía encontrarás diversas varias formas de devociones, para poder encontrar el encanto del cielo.

Gózate, gózate, alma mía, y alégrate con ella, porque ha estado preparando muchas cosas buenas para aquellos que la alaban.
San Buenaventura

Una invitación especial

Si usted quiere lograr esta alegría y adquirir las virtudes, escuchar la invitación de Jesús: "Todo lo que pidáis en la oración, recibiréis" (Mt 18:20). De hecho, sin oración, ningún camino espiritual es posible, ni se puede seguir las huellas de Jesús, nuestro Salvador.

Se Si desea acceder a la invitación, o simplemente orar desde su casa, haga clic aquí y encontrará un extraordinario grupo de oración. Usted, por lo tanto, se unirá espiritualmente a los muchos hermanos y hermanas en todos los continentes, y su vida va a cambiar.

Si desea recibir el folleto de oración complete el siguiente formulario y recibirá en su dirección sin tener que efectuar cancelación alguna.

Puede visitar el grupo de oración después de haber leído y meditado en las siguientes interesantes páginas.

Te puede interesar